TuCristo - Blog de Noticias y Videos Católicos

La nominación de una madre católica de 7 hijos por parte de Trump para la Corte Suprema de Estados Unidos.

¿Cómo afecta ser católica a la candidatura de Amy Coney Barrett para ocupar el puesto en la Corte Suprema?

En la tarde del sábado 26 de septiembre, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, seleccionó a Amy Coney Barrett como candidata para ocupar el puesto vacante en la Corte Suprema.

Amy Coney Barrett fue presentada como nominada en una conferencia de prensa realizada en el Jardín de las Rosas de la Casa Blanca. Trump expresó que era un “privilegio nominar a una de nuestras mentes legales más destacadas y talentosas”.

Además, Trump destacó que Amy Coney Barrett es una “mujer de logros inigualables, intelecto impresionante, excelentes credenciales y lealtad inquebrantable a la Constitución” y está “altamente cualificada” para ser miembro de la Corte Suprema.

Por su parte, la candidata expresó su profundo honor por la nominación y prometió cumplir con las responsabilidades del cargo con sus mejores habilidades.

Amy Coney Barrett, de 48 años, está casada y es madre de siete hijos, incluyendo a dos niños haitianos adoptados. Como menciona CNA, en una entrevista de 2019 en un evento en Washington DC, Barrett mencionó que criar hijos es “donde se tiene el mayor impacto en el mundo” y que no puede imaginar algo más grande.

A pesar de sus destacados logros académicos, algunos miembros de la oposición y medios de comunicación critican a Barrett debido a su fe católica.

Durante su audiencia en 2017, la senadora Dianne Feinstein (Demócrata) cuestionó su fe y valores personales. Le dijo que “cuando se lee sus discursos, se llega a la conclusión de que el dogma vive fuertemente en ella. Y eso es motivo de preocupación”.

Además, Amy Coney Barrett fue cuestionada por su pertenencia a la organización laica “People of Praise” (Gente de Alabanza). Este movimiento se estableció en 1971 como parte de un “gran surgimiento de ministerios y movimientos laicos en la Iglesia Católica”.

Inspirados por esto, el movimiento tomó la iniciativa de llegar a acuerdos con otras comunidades cristianas para vivir en mutuo respeto de sus confesiones religiosas y participar en la promoción de actividades y valores comunes.

La nominación de Amy Coney Barrett debe ser aprobada por el Senado de los Estados Unidos. El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, afirmó a principios de esta semana que “el Senado votará sobre esta nominación este año”. No especificó si espera que la votación ocurra antes o después de las elecciones de noviembre.

Este artículo fue originalmente publicado en Catholic News Agency.

Con información de es.churchpop.com